QUIERES COMPRAR EN EL PRIME DAY? SUSCRÍBETE. 30 DÍAS GRATIS

diciembre 6, 2021

USA BONITA

Tierra de sueños

Xiaomi sorprendió anunciando el Mi Mix con un diseño casi sin biseles

Xiaomi tenía una sorpresa guardada para terminar su conferencia, lo que en un principio podría parecer un concepto futurista es en realidad un teléfono que llegará muy pronto a las tiendas. Bajo el nombre de Mi Mix, este teléfono cuenta con un diseño casi sin biseles que lleva los límites de su pantalla de 6,4 pulgadas a los extremos del chasis. Estéticamente es impresionante, algo comprensible si tenemos en cuenta que tiene la firma de Philippe Stark.

Con un cuerpo completamente cerámico, el Mi Mix incluye una serie de novedades bastante llamativas que buscan solucionar las limitaciones físicas que impone la pantalla sin bordes. Por ejemplo, en la parte superior han desaparecido el clásico altavoz/auricular y el sensor de proximidad, unos elementos que se han sustituido por una unidad piezoeléctrica de cerámica que reproduce los sonidos a través del chasis del terminal. El sensor de proximidad por su parte ha sido sustituido por un sistema de ultrasonidos que detecta cuando tenemos el teléfono pegado a la oreja. La cámara frontal pasa ahora a estar en la parte inferior, aunque el módulo también presenta novedades, ya que es un 50% más pequeño que el que solemos encontrar en otros teléfonos.

Internamente el teléfono llega con especificaciones técnicas al más alto nivel, con un Snapdragon 821 a 2,35 GHz, 4 GB de RAM con opción y 128 GB de almacenamiento. Como curiosidad, habrá una edición con remates en oro de 18 quilates en la cámara y el sensor de huellas trasero que incluye 6 GB de RAM y 256 GB de almacenamiento. El precio de ambas versiones será de 516 y 590 dólares respectivamente (aproximadamente), y se pondrá a la venta en China a partir del próximo 4 de noviembre.

Estamos ante un diseño espectacular que sin duda refresca un mercado donde la principal innovación estaba centrada últimamente en las pantallas curvadas. El cuerpo incluye un peculiar sistema de fijación libre de adhesivos que unen la tapa trasera con el cuerpo sin necesidad de usar pegamentos especiales. La pantalla, siendo de 6,4 pulgadas, ocupa un 91,4% de superficie del teléfono, y bajo ella se esconde una impresionante batería de 4.400 mAh con soporte de Quickcharge 3.0.

El resto de características lo completan el NFC, audio HD de 192 kHz, GPS, lector de huellas, MIUI 8 y una cámara de 16 megapíxeles de la que poco más se sabe (probablemente no sea un sensor que destaque demasiado).

]]>